jueves, 6 de abril de 2017

USA: Autorizan a Insys Therapeutics a producir marihuana sintética


La farmacéutica que bloqueó a la marihuana legal en Arizona, recientemente fue aprobada por la DEA para que vendiera marihuana sintética. 

Quizá en algún momento las autoridades de algunos estados y la misma ciudadanía pensaron que el entonces posible éxito de Trump en materia de elecciones presidenciales, sólo podría amortiguado por la legalización de la marihuana. 

Al parecer, las negociaciones, el intercambio de favores y dinero están ganando la apuesta por una mejor planeación e implementación de políticas públicas en materia de salud que protejan de primer ángulo a la población afectada por el uso de marihuana sintética. 

La empresa en cuestión, Insys Therapeutics, invirtió 500 mil dólares para que la marihuana legal en Arizona fuera penalizada, pero al mismo tiempo se dedicó a desarrollar marihuana sintética y así es como la Administración para Control de Drogas de Estados Unidos (DEA por sus siglas en inglés), aprobó la iniciativa; supuestamente la droga está diseñada para tratar a pacientes con cáncer que sufren síntomas como náusea, vómito y pérdida de peso. 

Que la DEA haya autorizado la marihuana sintética, significa que el Gobierno Federal norteamericano también admite que el THC tiene un valor médico. 

El THC o tetrahidrocannabinol es un compuesto que se obtiene vía sintética y que constituye uno de los principales intoxicantes en marihuana y hachís, por lo que con ello acepta que la marihuana como tal tiene un uso médico, claro por debajo de la mesa, pues su argumento en contra la droga insiste en que es peligrosa ¿contradicción? No, quizá perspectiva de negocios. (Más)
Publicar un comentario